La playa de Es Coll Baix y sus alrededores

0
217
Coll Baix
Excursión a es Coll Baix en Mallorca.

Mallorca suele identificarse, sobre todo por parte del turista extranjero, como un lugar destinado sobre todo al ocio y a la fiesta. Pero por encima de esta faceta, que sin duda es una de las grandes impulsoras del turismo, la localidad también cuenta con una importante riqueza natural e histórica que merece la pena conocer, y con playas que, lejos de cumplir con el estereotipo de zonas masificadas y urbanizadas, suponen todo un descubrimiento para el que busca paz y tranquilidad. Una de ellas es la que hoy os presentamos, Es Coll Baix.

Es Coll Baix forma parte de esos tesoros escondidos de Mallorca. Una playa virgen situada en la localidad de Alcúdia, a la que podemos llegar en coche, pero cuyo principal aliciente, no obstante, es el de acceder a través de los antiguos caminos a pie. Una experiencia que merece la pena, sobre todo cuando la avistemos frente a nosotros como premio por nuestro esfuerzo, con su blanca arena y su mar de fuerte oleaje.

En Es Coll Baix, como ya hemos comentado, la serenidad es la gran protagonista. Aunque se trata de una playa que se ha popularizado bastante en los últimos años, no encontraremos aquí la interminable selva de sombrillas o las masificaciones de otras zonas de Mallorca; no en vano está considerada como ANEI (Área Nacional de Especial Interés) por su conservación como espacio de naturaleza virgen. Su ocupación suele ser baja, y ello, unido a su tamaño reducido (posee 220 metros de largo por 50 de ancho) lo convierte en un rincón perfecto para descansar. También es una zona de nudismo, algo que debemos tener en cuenta si estamos interesados en esta experiencia.

Cerca de la playa de Es Coll Baix también contamos con algunos lugares históricos que podemos visitar, con lo cual el aliciente de la zona va más allá del simple descanso. Tenemos, por ejemplo, Sa Talaia, el punto más elevado de Alcudia. Podemos llegar a él a través de otra zona bastante interesante, el Área Natural de La Victoria, que posee una ermita del mismo nombre.

Sa Talaia y la ermita

Sa Talaia se sitúa nada menos que a 446 metros de altura, y es un vestigio de una torre de defensa construida en el siglo XVI, que sólo cesó en su actividad ya en el siglo XX, en 1936, cuando fue derruida. Era una forma de mantener seguro el acceso a Alcudia por mar; desde ella se avisaba a los habitantes de la ciudad, mediante banderas, cuando se acercaba algún peligro.

La ermita de La Victoria tiene también una dilatada historia. Su origen data del siglo XIV; se trata de un retablo de estilo barroco en el que puede venerarse a la Virgen de la Victoria (es, de hecho, un lugar de peregrinación en determinadas épocas del año). No obstante, la ermita que hoy podemos contemplar fue remodelada tiempo después, en 1679. A lo largo de los siglos también ha tenido carácter defensivo, no sólo de culto, y es que la particular situación de Alcudia lo convertía en una plaza codiciada por los invasores, donde toda plaza fuerte era necesaria.

Éstas son sólo dos pequeñas muestras de que, tanto si buscamos turismo de playa como conocer el pasado de la región, Es Coll Baix es una zona con un notable interés, que no podemos pasar por alto a pesar de no ser de las más populares de Mallorca. Os dejamos con algunas recomendaciones más para vuestro viaje a la isla:

Escapada a Mallorca

Conocer Alcúdia

Mallorca propone un espacio natural único

Y para terminar, un vistazo en este vídeo a la playa de Es Coll Baix. Seguro que después de verla, aunque sea sólo un par de minutos, no podréis resistir la tentación de conocerla en persona.

Dejar respuesta

Please enter your comment!
Please enter your name here